ong

Edu se viene conmigo a Kanganahalli en mi último día!

Hoy vuelvo a Kanganahalli y me traigo a Edu conmigo…Justo coincidía que tenía el día libre y no se me ocurrió un plan mejor que se viniera conmigo…Me hacía una ilusión enorme que pudiera conocer el pueblito, el cole y a todos esos niños a los que ya quería muchísimo.

Iba con inmensas ganas, como todos los días, pero además con un run run en la cabeza…Edu tenía una oferta de otro equipo en otro país y era muy posible que nos fuéramos…La cosa se iba a decidir en los próximos días y como siempre en el futbol eso significaba tener que irte de un día para otro y sin tiempo para despedirse en condiciones o para hacerse a la idea de que te vas. Yo al menos no sé si estaba preparada… Así que fue un día lleno de emociones: las ganas de estar con ellos, de que Edu los conociera, de jugar y aprender, y de repente de pensar que quizá era mi último día allí…

IMG_7136
Empezamos la clase
IMG_7134
Foto con las chicas

Primero estuvimos con los más mayores, que ya con un inglés más que decente le hicieron a Edu muchas preguntas y nos reímos mucho.Estaban encantados de que Edu hubiera venido, una cara nueva siempre es bienvenida!

IMG_7141
Edu con los chicos
IMG_7090
Con mis grandes
IMG_7086
Aprendiendo una canción
IMG_7100
Foto con las chicas mayores

Después fuimos con los medianos donde menos alumnos hay y donde más calmadito está todo a dar una clase y jugar un rato. ¡Lo pasamos muy bien y se portaron genial! 

IMG_7114
Edu jugando con los medianos
IMG_7115
Les repartimos bolis
IMG_7083
Con los globitoos

Por último, fuimos con los más pequeñitos y traviesos a pintar y jugar un rato. ¡Alegría inmensa cuando entramos!

IMG_7058
Todos quieren un selfie!
IMG_7024
Edu pintando con los peques
IMG_7112
Dibujando el cuerpo humano
IMG_7140
Pintando todos
IMG_7139
Edu enseñándoles a jugar a un nuevo juego
IMG_7138
Archita nos enseña orgullosa su dibujo
IMG_7137
Jugando

Cuando terminamos de pintar, les dijimos de hacer dos filas para repartirles los globos. Les encantan, estaban entusiasmados! Les pedimos que cerraran los ojos y eligieran un globo…así era más divertido y no peleaban por el color que querían…

IMG_7116
Cierra los ojos y coge uno
IMG_7122
Con los peques
IMG_7121
Selfie con Edu
IMG_7118
No se puede elegir el color
IMG_7120
Balloons
IMG_7119
Todos con sus globos

Las cocineras nos ofrecieron quedarnos a comer…pero al no tener Internet (estamos en medio de la nada…) y Edu esperar esos días llamadas importantes no nos daba tiempo a quedarnos… Así que con lágrimas en los ojos por la posibilidad de ser mi último día, muy emocionada les conté que no era seguro pero que quizá nos íbamos a vivir a China…Que por si acaso quería despedirme…

Y efectivamente esa fue la última vez que estuve en Kanganahalli. Las palabras no alcanzan a describir la increíble experiencia de voluntariado que pude vivir con ese pueblo, con esas gentes y con esos niños.  No fue solo un voluntariado, no fueron solo 4 meses intensos en los que aprendí a valorar de verdad y con consciencia plena todo lo que tenemos; fue un gran reto a nivel personal, a nivel cultural, a nivel emocional…

Fue una experiencia de vida que me cambió para siempre, que me tocó por dentro, me removió y transformó… Pequeños, no os imagináis lo que os voy a echar de menos… pero prometo que volveré, volveré pronto…

Captura de pantalla 2018-04-19 a las 9.29.39

ong

Chanclas para todas las familias de Kanganahalli!

Hoy iba a ser un día intenso pero muy bonito…lo presentía. No iba a ser un día como el resto en el que vamos a dar clases de inglés y pasar el día con los niños del pueblito y sus gentes…Hoy iba a ser si cabía más especial…

Gracias a las donaciones de la gente íbamos a poder repartir chanclas a todas las familias de Kanganahalli.  Recuerdo el Número de cuenta para todos los interesados en hacer una aportación: CAIXABANK SA IBAN ES39 2100 1706 0402 0039 7277 (es número de cuenta español puesto que la fundadora es sevillana y vive en Bangalore desde hace unos años).

Gracias a parte de las donaciones de gente muy generosa se pudo hace unos meses recorrer el pueblo de casa en casa con un listado donde se iban apuntando:

-Número de miembros de la familia con sus nombres

-Talla del pie

IMG_9299
Bolsas y cajas con todas las chanclas compradas

Fue una tarea ardua que realizó mi compi Norma junto con otras voluntarias y Silvia antes de empezar yo a colaborar y sin ellas esto no habría sido posible. En India es muy habitual ver a las personas caminando por la calle e incluso caminos rurales llenos de piedras, polvo, espinas, etc sin zapatos… Una de las prioridades para Kanganahalli era que al menos cada persona (fuera adulto o niño) pudiera tener un par de zapatos o chanclas, ya que allí el calor aprieta durante todo el año.

Por fín tras una hora y media larga en coche llena de baches hemos llegado a Kanganahalli!!! Ahí teníamos la estampa habitual al llegar: niños esperando, mujeres con bebés en brazos observando, animales alimentándose, familias sacando agua en tinajas…

 

IMG_9300
Kanganahalli
IMG_9305
Cabras en Kanganahalli
IMG_9310
Sonrisas impagables
IMG_9309
Tinajas para coger agua
IMG_9303
Mamis con sus bebes
IMG_9302
Las calles de Kanganahalli

En el pueblito de repente se detiene el tiempo…se respira tranquilidad, se respira paz, no te ves en el medio de la ciudad rodeado de contaminación muy alta y sorteando los cientos de motos, tuc tucs, buses y coches que te rodean para no ser atropellado…

IMG_9304

Plaza del pueblito

IMG_4367
Preciosidades por el pueblito
IMG_4368
La gente esperando sus chanclas impacientes

 

IMG_4369

Trabajadores del campo

IMG_4370
Con dos monaditas

En Kanganahalli la mayoría de sus gentes se dedican al campo puesto que no hay muchas otras salidas. Solo hay casas o intentos de tener una casa, qué palabra tan sobrevalorada en algunas partes del mundo y qué poquito significa en otras partes como en La India…En muchos casos la “casa”se trata de 4 paredes  con alguna silla cogida de la calle, cuyo suelo sirve de colchón y en las que se vive de forma indigna.

IMG_4373
Escribir una leyenda
IMG_4376
Bueyes cargando mercancía

Como cada vez que vamos al pueblito todos esperaban impacientes...y ya ni te cuento cuando les comentamos que íbamos a repartir las chanclas, que tenían que entregarnos el token que se les dio el día que se hizo el censo de personas del pueblito con su número de pie…Muchos venían a la plaza principal del pueblo a pedir sus chanclas y fue un momento muy bonito el poder verles tan alegres y entusiasmados de poder recibir por fin sus zapatos.

IMG_4387
Silvia hablando con ellos
IMG_4386
Organizando cómo entregar las chanclas
IMG_9301
Intentando organizarnos

Pronto y bajo el sol abrasador nos repartimos los listados de las familias y sus números de pie para empezar por orden por las callejuelas del pueblito. ¡La mayoría todavía guardan entusiasmados sus tokens desde hace meses!

IMG_4389
Norma Entregando las chanclas a una familia
IMG_4390
Chanclas
IMG_4372
Entregando mas chanclas
IMG_4392
Una mujer enseña orgullosa sus chanclas
IMG_4393
Más familias con chanclas
IMG_4391
Sonrisas que valen millones

Increíble la sensación de ir casita por casita entregándoles sus zapatos…están felices! Aunque no se aprecie en algunas fotos (porque los indios en las fotos se ponen serios) pero estaban encantados y todos quisieron estrenarlas en ese momento…

IMG_4374
Con una cabra cachorro
IMG_4375
Un niño jugando feliz por todo el pueblo corriendo con su neumático
IMG_4313
Emocionada al recibir sus chanclas
IMG_4316
Recibiendo sus chanclas

Y cuando ya estábamos terminando con la gente sucedió una escena muy bonita…Cuando estaban todos alborotados en la plaza y nosotras sudando por darle a todos sus chanclas en cierto orden…se acercó muy sigilosamente una señora anciana de estatura bajita caminando con mucha dificultad con sus muletas y con cierta joroba en la espalda… Daba penita la verdad…Iba super abrigada siendo que estábamos a 30 grados…

IMG_9306
Señora muy mayor y enferma con sus nuevas chanclas

La pobrecita tenía una malformación enorme en el dedo gordo del pie derecho que hacía que el dedo se desplazara totalmente hacia un lateral y que no fuera fácil ponerle ninguna chancla… Ella esperaba muy pacientemente y casi no hablaba (por supuesto no hablaba inglés y nos traducía otro chico las pocas palabras que balbuceaba…) y finalmente encontramos unas chanclas que entraban a la perfección en esos pequeños piecitos y ella sonrió y sin más, se giró y se fue de vuelta hacia su casa con sus muletas y feliz con sus nuevos zapatos. 

IMG_9307
Entregando mas chanclas
IMG_9308
Chanclas para todos!

Y qué poco valoramos en el mundo occidental cosas tan simples como poder vestir unos zapatos o un jersey para el frío, como abrir el grifo y tener agua potable, como ponerte malo y poder elegir entre varios hospitales buenos a los que ir, como tener la suerte de poder ir al colegio sin necesidad de ir a trabajar con 12 años, como poder estrenar zapatillas de deporte, como tener una ducha en vez de mojarte con barreños en la calle sin ningún tipo de intimidad, como tener la suerte de que nos vacunen gratuitamente desde pequeños, que podamos elegir a la persona con la que quieres pasar el resto de tu vida, que tengamos acceso a internet con un solo click, que sepamos que los derechos humanos los tenemos garantizados….

Esta experiencia te ayuda a recolocarte en el mundo, a valorar los lujos que tienes, a intentar hacer un pequeño cambio en este mundo cruel…que por poco que parezca…muchas semillitas pueden crear una gran montaña.

 

martin-lutr-kink-580x434